Cuentos con moraleja cortos bonitos

Muñeco de madera

No había nada que Eliseo deseara con más intensidad que ese muñeco de madera de brazos livianos; parecía tener la habilidad de volar, porque al sus brazos rozaban el aire con una elegancia que el niño sentía que en cualquier momento podría encontrarlo flotando en el aire como un barrilete. Cada tarde pasaba por la juguetería, lo miraba desde la vidriera...

Hundimiento

Todos los veranos íbamos a veranear al campo. Cuando era muy pequeña disfrutaba de pasar tiempo con mis padres en ese lugar pero cuando cumplí doce años las cosas cambiaron. Los veranos se hacían aciagos y cada vez me costaba más soportar el largo mes de agosto aislada de la gran ciudad. En el campo visitaba a mis primas que como era mucho más...

La piedra negra

Era la única. Se cansaba de ser tan distinta. Todas las demás piedras tenían su propio clan pero ella siempre andaba aliándose con alguna descarriada sin encontrar un grupo donde sentirse contenida. Piedras amarillas, rojas, blancas y grises formaban equipos, paseaban, reían con otras de su especie; pero ella toda negra, no conocía a nadie que se le...


El violín de Clara

Cuando Clara conoció a Samuel supo que nada volvería a ser como antes. Era un chico retraído, sin conocimientos musicales y con una inmensa capacidad para distraerse en cualquier momento y ante cualquier cosa. Pero tenía una sensibilidad asombrosa, que ella no había encontrado en ninguno de sus amigos músicos. Tenía su misma edad, pero parecía un...

El Ratón Pérez

Cuando a Gustavo se le aflojó el primer diente sus compañeros de clase le dijeron que en cuanto se le cayera lo pusiera debajo de la almohada así el Ratón Pérez le dejaba una moneda. Faltaba un mes para su cumpleaños y le pareció un buen momento. En su casa el dinero no sobraba y desde hacía unos años no había fiesta ni regalos ese día. La posibilidad...

Buenos vecinos

Al señor Eurípides todos lo odiaban. Los adultos no dejaban escapar ninguna oportunidad en la que pudieran decir que era un mal hombre, y los niños le tenían tal temor que el sólo hecho de oír su nombre era motivo para exasperarse y pedir compungidos la cercanía de sus madres. Nadie sabía qué era lo que había hecho tan malo para tener semejante...

Los dos amigos y el oso

Cierto día, dos amigos se encontraron dando un apacible paseo por el bosque. Como hace tiempo que no se veían, comenzaron a contarse todo aquello que les había sucedido en este prolongado período. Tan absortos estaban en su conversación, que no se dieron cuenta de que un enorme oso se acercaba a la carrera hasta su posición. Cuando el oso estaba a...

Las mentiras tienen patas cortas

A mi padre le regalaron una armónica cuando tenía 15 años. Él nunca aprendió a tocarla. En su casa estaba lleno de libros en francés y alemán; pero él jamás balbuceó una sola palabra en otro idioma. Sin embargo, me decía que hablaba esos idiomas a la perfección y que de niño era el mejor de su clase con ese instrumento. Cuando yo tenía...

Los Zapatos de la esquina

Bob era un muchacho demasiado rebelde y agitador, todos los profesores se quejaban de el, de sus palabras y conducta. Todos los días tenia que cumplir horas en detención por las cosas malas que hacía y lo peor de todo: Bob era un bully, un chico al que le encantaba burlarse de otros, hacer bromas de mal gusto e inclusive algunas veces golpear a otros...

Sabrina, el hada del invierno

Sabrina era una pequeña hada del invierno, todos los días trabajaba arduamente para crear los más bellos copos de nieve y los guardaba con suma delicadeza, cuando su jornada laboral terminaba tachaba un día más en su calendario y se llenaba de emoción: El día de la visita a la Tierra llegaba. Sería su primera vez y estaba dispuesta a hacer todo para...


1 de 5123»...Final »

Buscador de cuentos