El misterioso payaso malabarista


Hace mucho tiempo, un pueblo recibió la visita de un payaso, al que le gustaban los malabares. Su vida errante, lo llevaba de una población a otra, para conseguirse el sustento. Tomando posición en el punto principal del lugar, empezó mostrar de que era capaz, hasta que un niño muy malo, comenzó a meterse con el pobre payaso. Estas molestias hicieron desconcentrarse al payaso, cayendo al suelo una de sus pelotas de malabares.
La gente, al ver su fallo, empezó a insultarle por este pequeño fallo y el payaso se marchó de allí, abandonando las 4 pelotas de malabares.
Más, no todo es lo que parece, ya que las pelotas eran mágicas y por la noche, de cada pelota, surgió otro niño tan malo como el que se metía con el payaso. A la mañana siguiente 3 niños malos, estuvieron creando problemas en el pueblo.
Nuevamente se dio la misma situación de la tarde anterior durante muchos días, hasta que el lugar estuvo tan lleno de niños malos, que la gente de más edad, buscó una solución al problema
Cuando el payaso estuvo repitiendo su actuación y vieron que los niños iban a continuar repitiendo sus gestos maleducados, los detuvieron a todos y al fin nuestro amigo el payaso pudo finalizar su show.
Automáticamente, fueron desapareciendo las copias de los niños malos, quedando únicamente el original.

Escrito por Lucky en Cuentos de misterio.

Buscador de cuentos